Me impresiona la figura de Dean Potter, viéndole escalar solo, en una fotografía en la que sin cuerda, está en un muro vertical sin agarres visibles…posiblemente de la pared norte del Eiger… Foto del 2008. En la espalda, como una ligera mochila, Potter lleva un paracaídas, su única seguridad, si es que cayendo, consigue separarse lo suficiente de la pared para abrirlo…
Él comenzó a practicar esta modalidad bautizada cómo ”Free Base”, un nuevo concepto con el que trataba de explicar con hechos su filosofía vital, admitiendo los peligros de su práctica: cayendo vas directamente hacia la muerte, pero así transformaba esa muerte en vida intensa, el vuelo… en este caso auténticamente libre… Iniciando este camino de evolución hacia el vuelo de los humanos…
Tuve el honor de fotografiarme junto a él, en la Pedriza, por invitación de Carlos Suárez, el gran personaje de la montaña en España, acompañados por Gálvez, En la foto Potter sobresale por su gran estatura. Un honor para mí… transformado hoy en un veterano sin pretensiones…
En ese día volvimos a vernos en el Pájaro, en donde yo guiaba a unos compañeros por las vías sencillas, mientras Suárez conducía a Potter por las vías más difíciles, incluyendo la SE, la Pedro Ramos, que había abierto yo hacía 60 años, entonces al límite de nuestra técnica (sin goma cocida, sin arnés, y con cuerdas de cáñamo) Al límite del equilibrio para mí, y solo un paseo para los mencionados personajes…
Potter vivía en el riesgo vivo permanentemente, en aquellos años, ya hecho un afamado atleta de las aventuras límite…buscando ir más lejos y más allá, volando y viviendo sobre el abismo…
Estadounidense, hijo de un oficial del ejército, abandonó los estudios en la universidad para escalar en la montaña – en donde mejor se sentía-
“Volar con seguridad es algo muy subjetivo, extendiendo las alas al máximo y  manteniéndome lo suficientemente alto…  para tener un margen de seguridad, por si algo se escapaba a mi control…” explicaba…
Potter sabía que el margen de error era muy pequeño y lo sabía bien, recordando la muerte de su amigo Sean Leary, que falleció en el 2014, practicando el salto Base… Fueron cuatro saltadores lanzándose a volar desde Half Dome en Yosemite, Leary llevaba  el paracaídas rojo  y Potter ayudó a recuperar su cadáver… el salto base estaba prohibido en Yosemite…
“No debería estar prohibido levantar nuestras alas en la Tierra de la Libertad”
En 1966 dos saltadores se tiraron en caída libre desde el Capitán (antes ocurrió en las Tres Cimas, la Grande, del Lavaredo en las Dolomitas) y desde entonces el salto Base había sido un tema de discusión en Yosemite. Los guardas forestales denunciaban y requisaban los equipos… En esos años tuvieron lugar, varias protestas, y en 1999, delante de las cámaras de televisión, se estrelló contra el suelo la saltadora Jan Davies (de 60 años) por no abrírsele el paracaídas (con un equipo prestado, ya que no quería que confiscaran el suyo)
Potter de 43 años, murió cuando intentaba cruzar un desfiladero, volando a gran velocidad. Él y su compañero Graham Hunt de 29 años, habían saltado al abismo de noche, para evitar ser vistos, con sus trajes de alas, desde la cima de Taft Point de 2.286 metros en Yosemite. El salto era ilegal  y Potter ya había sido expulsado varias veces del Parque de Yosemite por transgredir las normas, pero ha sido considerado como uno de los escaladores más innovadores de su generación… además de un prodigioso ejemplo para aquellos que buscan el más allá…Darío Rodríguezdeanpotter_deepblueYo mismoSE Pajaro Calleja y yo. SGE_n